La nueva vida de Roman Abramovich, el magnate ruso que debió vender el Chelsea por sus vínculos con Putin

La guerra entre Rusia y Ucrania impactó indirectamente en el fútbol, luego de que el dueño del emblemático club de Londres debiera abandonar el club al que condujo a la gloria.

28 de octubre 2023, 13:34hs

Roman Abramovich fue el dueño del Chelsea durante 19 años, entre 2003 y 2022. (Foto: Reuters).

Roman Abramovich fue el dueño del Chelsea durante 19 años, entre 2003 y 2022. (Foto: Reuters).

Los contextos mundiales también impactan en el fútbol y este fue el caso de la guerra entre Rusia y Ucrania, que estalló el 24 de febrero de 2022. En pocos meses, el magnate ruso Roman Abramovich, empresario vinculado al fútbol, tuvo que vender el Chelsea por sus vínculos con Vladimir Putin.

Abramovich fue dueño del club inglés entre julio de 2003 y mayo de 2022, luego de haberlo adquirido a cambio de 164 millones de euros. Durante casi dos décadas, supo ubicar a los Blues como uno de los equipos más importantes de la Inglaterra y de Europa.

Bajo su administración, Chelsea consiguió 5 Premier League (04/05, 05/06, 09/10, 14/15 y 16/17), 5 FA Cup (06/07, 08/09, 09/10, 11/12 y 17/18), 3 Carabao Cup (04/05, 06/07 y 14/15), 2 Community Shield (2005 y 2009), 2 Champions League (11/12 y 20/21), 2 Europa League (12/13 y 18/19), 1 Supercopa de Europa (2021) y 1 Mundial de Clubes (2021).

Leé también: Tras su divorcio de Roman Abramovich, Dasha Zhukova se comprometió con el multimillonario Stavros Niarchos

De esta forma, encaró el ciclo más exitoso de la historia del equipo. Chelsea no fue el único beneficiado, ya que él también amasó una importante fortuna que le permitió invertir en empresas, propiedades y vehículos de lujo, además del mundo del fútbol. Sin embargo, la guerra le pegó fuerte a su patrimonio.

Es que Roman Abramovic está indicado como uno de los oligarcas rusos que tiene una estrecha relación política y comercial con Vladimir Putin. De hecho, este año se supo que el magnate pagó un departamento que el presidente ruso le regaló a su profesora de inglés.

Vladimir Putin y Roman Abramovic tiene una relación muy estrecha.

Vladimir Putin y Roman Abramovic tiene una relación muy estrecha.

Producto de la invasión, el Reino Unido incluyó su nombre en una lista de sanciones, ya que el magnate ruso tiene vínculos con el presidente del país, Putin. En ese contexto, debió desprenderse del club, que terminó siendo adquirido por Todd Lawrence Boehly en 3.200 millones de dólares.

Esas sanciones incluyen la congelación de sus activos en el país, ya sea dinero en cuentas de banco o sus propiedades, de las cuales no puede desprenderse hasta que se resuelva la disputa. Por este motivo, Abramovich vio reducido su patrimonio en un 41,6% durante 2022, según Bloomberg, lo que lo dejó con un estimativo de 10.500 millones de euros.

Además del Reino Unido, país donde tenía su hogar, Abramovich recibió más sanciones en Estados Unidos, Gran Bretaña, la Unión Europea y Canadá. Esto lo dejó con pocas opciones para mudarse a un nuevo destino, hasta que finalmente eligió Turquía, un país que no aplica penalidades a Rusia. El magnate ya se asentó en su nuevo país e incluso llevó allí una flota de cuatro yates, cuyo valor se estima en 1.200 millones de dólares.

Roman Abramovich podría volver a invertir en el fútbol

Abramovich aprovecha sus días en Estambul, donde suele concurrir a un café en específico antes de dar un paseo en sus yates. En cuanto a su vida laboral, se rumoreó que tenía la intención de volver a invertir en fútbol al adquirir un equipo de Turquía, aunque aún no hubo nada oficial.

La sanción del Reino Unido también recayó en el Chelsea, que no podía comprar ni vender jugadores, lo que terminó provocando la venta del club. (Foto: Chelsea FC).

La sanción del Reino Unido también recayó en el Chelsea, que no podía comprar ni vender jugadores, lo que terminó provocando la venta del club. (Foto: Chelsea FC).

En los últimos meses se especuló que el club elegido era el Goztepe de la Superliga Turca, aunque el vicepresidente salió a desmentirlo: “No hay ningún contacto con Roman Abramovich. Todo es mentira, los rumores de que hay una relación entre nuestro presidente y Goztepe. Abramovich no se acercó ni habló con nadie para hacerse cargo del club”.

Por otra parte, una publicación de The Guardian afirmó que el magnate invertía en secreto en el club neerlandés Vitesse. Sin embargo, esto también fue desmentido por los integrantes de la dirigencia.

Leé también: Chelsea, en crisis: los jugadores tuvieron que pagar el combustible para los traslados del plantel

Lo cierto es que Roman Abramovich buscará recuperar su fortuna y se encuentra en litigio para que los países que actuaron contra él le levanten las sanciones. Mientras tanto, mantiene su participación del 87% en el grupo siderúrgico Evraz, aunque las acciones se desplomaron en medio del conflicto bélico.

Además, antes de que se conocieran las penalidades, logró transferir 10 fideicomisos que le pertenecían y ahora pasaron a manos de sus hijos. Se estima que de esa forma logró salvar unos 4.000 millones de dólares.

El ex dueño del Chelsea tiene ciudadanía de Israel y Portugal además de Rusia. Incluso luego de las sanciones, se ubica como la segunda persona más rica de Israel, el más rico de Portugal y el undécimo más rico de Rusia. A pesar de estos números, no se retirará y continuará invirtiendo. Así, el fútbol vuelve a estar entre sus posibilidades.

Más Noticias

Noticias
Relacionadas