Exportaciones del campo: cómo conseguir más de US$10.000 millones en pocos meses

PorPablo AdreaniConsultor agropecuarioEstamos ante el mayor ingreso , récord , de divisas en toda la historia aportado por el sector agropecuario. En el periodo enero-mayo de 2022, las empresas exportadoras y agroindustriales, ingresaron un total de US$15.330 millones, un aumento del 15% con respecto al año 2021 (US$13.300 millones) y un aumento del 120% con…

exportaciones-del-campo:-como-conseguir-mas-de-us$10.000-millones-en-pocos-meses

Por

Pablo Adreani

Consultor agropecuario

Estamos ante el mayor ingreso , récord , de divisas en toda la historia aportado por el sector agropecuario. En el periodo enero-mayo de 2022, las empresas exportadoras y agroindustriales, ingresaron un total de US$15.330 millones, un aumento del 15% con respecto al año 2021 (US$13.300 millones) y un aumento del 120% con referencia al año 2020 (US$6.963 millones). No hay antecedentes de semejante aumento en el ingreso de divisas, y tiene que ver con la fuerte suba de los precios internacionales y el volumen de ventas récord durante los primeros cinco meses del año por parte de los productores principalmente de trigo y de maíz.

Los productores ya vendieron 20,4 millones de toneladas de trigo, de las cuales 17,4 millones fue comprada por los exportadores y 3 millones por los molinos. El saldo exportable de trigo ya está cubierto si consideramos las DJVE ya registradas. Pero si consideramos el nivel de existencias de trigo declarados y el volumen estimado en manos de productores, estamos ante una cosecha que podrá llegar a los 22 millones de toneladas. En este caso habría por lo menos 1,5 millones de toneladas más de trigo que se pueden aplicar a nuevos negocios de exportación.

Mirá también

En el caso del maíz los productores ya exportaron 27 millones de toneladas, las DJVE del maíz llegan a 27,2 millones, en consecuencia ya están todas la ventas registradas y el maíz comprado. Al tener un saldo exportable de maíz de 37 millones de toneladas, quedan todavía 10 millones de toneladas que pueden ser declaradas para su venta. Aquí es resorte del gobierno flexibilizar o liberar los registros de venta de maíz, sin el condicionamiento actual que limita a los exportadores poder generar nuevas ventas al exterior.

Sin embargo, con el mayor ingreso de divisas de la historia, las reservas del Banco Central no logran recomponerse, pues la salida de divisas por importaciones aumentó mucho más que el ingreso de divisas por exportaciones.

En la infografía se aprecia que en el primer cuatrimestre del 2022 el ingreso de divisas llego al record de US$27.681 millones, un aumento de US$6.131 millones equivalente al 28% con respecto a igual periodo del 2021, cuando sumaron US$21.550 millones.

Mirá también

En el caso de las importaciones aumentaron en US$7.303 millones, pasando de US$17.549 millones en 2021 a US$24.852 millones este año, un 42% más comparando el primer cuatrimestre.

El dato que debemos destacar es la variación del saldo comercial negativo en 29%, en el primer cuatrimestre fue de US$2.829 millones versus US$4.000 millones, una caída de US$1.172 millones.

Tratando de buscar algunos de los motivos de la caída del saldo comercial, podemos destacar que las importaciones del rubro combustibles han tenido un aumento de US$2.010 millones equivalente al 195% entre el 2021, con importaciones por US$1.030 millones y el mismo periodo del 2022, con US$3.040 millones.

Mirá también

Una primera conclusión nos induce a pensar que el aumento en las importaciones de combustibles por US$2.010 millones fue causal directo de la baja de US$1.172 millones que se registró en el saldo de la balanza comercial durante el primer cuatrimestre del presente año.

Buscar argumentos o culpables, como esta semana lo hizo el presidente del Banco Central, acusando a los productores de retener su soja por US$2.500 millones es no saber interpretar cómo funcionan los mercados y como es el comportamiento del productor. Al igual que considerar que los exportadores están reteniendo la liquidación de divisas por esa soja que el productor retiene y no vende, es no saber que el exportador solo liquida cuando el productor le vende sus granos.

Si tomamos las DJVE publicadas en el web site del Ministerio de Agricultura, donde figuran las ventas registradas producto por producto para todos los meses del 2022, podemos ver que al 22 de junio habría una fuerte caída en el ingreso de divisas si proyectamos el próximo semestre. Sin embargo, esto no es totalmente cierto pues las declaraciones de ventas al exterior es un proceso muy dinámico que se va ejecutando dia a dia, y el mismo puede cambiar de acuerdo a circunstancias del mercado y a la voluntad del productor de vender el cuanto y cuando de lo que le queda de su cosecha.

Sin embargo, por cómo viene el patrón de ventas de los productores en esta campaña, estamos en condiciones de anticipar que podríamos estar ante el peor semestre de liquidación de divisas de los últimos años.

Previendo que esto pueda suceder, elaboramos a continuación un listado de acciones que podrían ser implementadas por el gobierno, con el objetivo de generar un mejor ámbito de negocios e inducir a los actores del sector a volcar al mercado un mayor volumen de granos.

Esto no significa que dichas medidas tengan el efecto directo e inmediato en los operadores del mercado. Sí sabemos que de no tomar ninguna medida el gobierno deberá estar preparado para enfrentar un de los más bajos periodos de liquidación de divisas de la historia reciente.

Algunas de las ideas que el gobierno puede implementar:

Trigo: habilitar nuevos registros de exportacion por 1,5 millones de toneladas. Aumentaria ingreso de divisas en US$674 millones.

Maíz: habilitar nuevos registros o flexibilizar los mismos por 8 millones de toneladas. Aumentarían el ingreso de divisas en US$2.488 millones.

Complejo Soja: bajar las retenciones en forma transitoria (hasta el 30 de diciembre) en 5 puntos porcentuales, llevar las retenciones a las exportaciones de aceite y harina de soja al 28%. O brindar algún beneficio que le permita al productor obtener un mejor precio por su soja. Esto le permitiría a la industria aceitera mejorar su poder de compra en US$30 por tonelada, beneficio que ira directo al productor y motivara al mismo a vender parte de su producción que mantiene en sus silos. Con esta medida de podría generar divisas por US$7.300 millones.

Las posibles reacciones del mercado a estas tres medidas están reflejadas en la infografía “Proyección de Ingreso de Divisas”, la línea llena refleja el mayor volumen que podrán ingresar los exportadores si los productores confían en las medidas del gobierno, mientras que la línea punteada refleja las DJVE publicadas en la página web del Minagri. La diferencia en el mayor ingreso de divisas entre una y otra hipótesis, de acuerdo a estas medidas, se visualiza en las líneas verticales. En este caso, las DJVE oficiales como indicamos en párrafos anteriores, se trata de la foto al día de hoy, la dinámica real de los nuevos registros tiene variaciones diarias, es decir que la actual fotografía puede mejorar, pero no lo suficiente para llevar la tranquilidad en las reservas que el Banco Central necesita, si el gobierno no toma ninguna medida.

El gobierno tiene la llave que puede ayudar a liberar el ingreso de divisas por un total de US$10.462 millones durante el segundo semestre Julio-diciembre. Para ello se requiere cierta dosis de audacia, confianza y toma de decisiones cuando las circunstancias lo ameritan, como en este caso prevenir el peor semestre de liquidación de divisas de la historia, y poner en riesgo el compromiso y el acuerdo con el FMI.

Mirá también

Mirá también

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA