Detienen al empleado del call center que intoxicó a sus compañeros con brownies

El caso del empleado del call center que llevó brownies al trabajo con los que se intoxicaron diez compañeros terminó con la detención del joven de 25 años, quien intentó deshacerse de las drogas arrojándolas por el inodoro mientras realizaban un allanamiento en su casa de Córdoba. La detención se dio en una vivienda de barrio General Mosconi, en…

detienen-al-empleado-del-call-center-que-intoxico-a-sus-companeros-con-brownies

El caso del empleado del call center que llevó brownies al trabajo con los que se intoxicaron diez compañeros terminó con la detención del joven de 25 años, quien intentó deshacerse de las drogas arrojándolas por el inodoro mientras realizaban un allanamiento en su casa de Córdoba. 

La detención se dio en una vivienda de barrio General Mosconi, en el noreste de la Capital, donde la Policía Federal Antinarcotráfico incautó 105 gramos marihuana y restos de cannabis en algunos utensilios de la cocina, entre otros elementos presuntamente relacionados con el fraccionamiento de la droga.

Según informó el Ministerio Público Fiscal (MPF), al momento del ingreso de los efectivos, el joven intentó deshacerse de los estupefacientes, arrojándolos por el sanitario.

El operativo estuvo supervisado por la Fiscalía de Lucha contra el Narcotráfico del Tercer Turno, que dispuso el traslado del detenido a sede judicial por la presunta violación a la Ley Nacional de Estupefacientes.

El detenido intentó deshacerse de las drogas arrojándolas por el inodoro. Foto: MPF Córdoba

Los efectivos dieron con la casa del empleado luego de una investigación iniciada tras una denuncia que involucró a diez personas que terminaron intoxicadas y debieron ser asistidas por personal médico este lunes en un call center cordobés, luego de un confuso episodio donde ingirieron los brownies llevados por un compañero, a los cuales calificaron de “raro”.

La situación ocurrió en las oficinas del Grupo Konecta, ubicada en la Galería San Martín del centro de la ciudad. Allí, uno de los empleados llevó para compartir una tanda de brownies caseros, una práctica habitual dentro del equipo de trabajo de la empresa.

Pasó por los distintos escritorios que se encontraban en su sector y fue ofreciéndolos. Sin embargo, las cosas no salieron como esperaba.

Es que varios de los compañeros que probaron las tortitas de chocolate y nuez comenzaron a descomponerse, por lo que inmediatamente comenzaron a preguntar qué otros ingredientes tenía. La sospecha era que habían sido elaborados con marihuana.

Varias personas se desmayaron, les bajó la presión o tuvieron taquicardia. Luego del incidente, las autoridades advirtieron a la Policía y al servicio de emergencias que asistieron a los descompuestos en el lugar. Unas cuatro ambulancias se presentaron en el lugar

En total hubo unos diez afectados, de los cuales unos siete recibieron asistencia médica. Tres, incluso, quedaron bajo observación, aunque ninguno en situación de peligro.

Brownies con marihuana: el testimonio de una empleada

Una joven que consumió una de esas porciones contó este martes algunas de las sensaciones que le quedaron en el cuerpo producto de la intoxicación: “El cuerpo me dejó de responder, dejé de sentir los brazos, las piernas y la boca”.

​Noelia trabaja en las oficinas del Grupo Konecta y fue una de las que consumió los brownies que un compañero llevó para compartir. La mujer dijo que llevar bizcochuelos para repartir entre los trabajadores es algo habitual, por lo que aceptó sin problemas.

Las dudas empezaron a aparecer cuando dio el primer bocado: “Lo sentí medio raro, tenía un gusto amargo y lo dejé porque no me gustó”.

Diez compañeros del call center cordobés se intoxicaron con los brownies especiales que llevó al trabajo. Foto: MPF Córdoba

A la media hora de haber probado, dijo que se mareó, dejó de sentir los brazos, las piernas y la boca. “El cuerpo me dejó de responder, no lo podía manejar. Era como que me caía a un pozo y volvía, como si me desvaneciera”, detalló en diálogo con El Doce TV.

La joven cree que su compañero sí sabía lo que contenía el bizcochuelo y se mostró enojada con él por no advertir qué tenían esas porciones de dulces para que el resto de los trabajadores decida si comerlos o no. “No sé si habrá tenido la intención de reírse o de que la pasemos bien, pero fue algo de muy mal gusto”, expresó.

Ante el revuelo generado durante la jornada de ayer, el joven cocinero debió salir a aclarar que los brownies no tenían ningún tipo de droga, sino que simplemente “estaban en mal estado”.

De cualquier manera, la firma tomó la determinación de despedirlo, según confirma Cadena 3.

Brownies con marihuana: la respuesta de la empresa Konecta 

Konecta, la empresa donde ocurrió el hecho, emitió un comunicado en el que se desligó de los sucedido y confirmó la responsabilidad de uno de los empleados. 

“En horas del mediodía (del lunes), un total de siete colaboradores manifestaron malestar luego de ingerir un alimento compartido por un compañero. Es importante destacar, que Konecta Argentina cuenta con el servicio de expendio de alimentos dentro de las oficinas, sólo a través de máquinas expendedoras reguladas por ley. Sin embargo, el ingreso de alimentos propios es una práctica habitual de los colaboradores”, justificaron.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA