El íntimo adiós al turista tucumano en Mar del Plata: tiraron sus cenizas adonde se ahogó

“Volá alto, estás donde querías estar”. Los amigos de Cristian “Chiqui” Flores (41), el turista tucumano que se ahogó el domingo en Mar del Plata, se juntaron a despedirlo y arrojaron parte de sus cenizas al mismo mar que se llevó su vida, ese que él tanto amaba.David, “Beto”, Imanol, Gustavo y Miguel fueron a…

el-intimo-adios-al-turista-tucumano-en-mar-del-plata:-tiraron-sus-cenizas-adonde-se-ahogo

Volá alto, estás donde querías estar“. Los amigos de Cristian “Chiqui” Flores (41), el turista tucumano que se ahogó el domingo en Mar del Plata, se juntaron a despedirlo y arrojaron parte de sus cenizas al mismo mar que se llevó su vida, ese que él tanto amaba.

David, “Beto”, Imanol, Gustavo y Miguel fueron a cenar a “Punto y Banca” este miércoles a la noche, adonde brindaron por “Chiqui”. Luego caminaron hasta la playa, hasta la misma zona donde ocurrió la tragedia.

Desde una escollera, a la 0.30, al lado del Muelle de los Pescadores, en la Playa Popular, tiraron algunos de los restos, ya que lo demás se lo llevará “Beto” hoy mismo a la familia de la víctima, en Tucumán.

La víctima se había enamorado de Mar del Plata.

“Quisimos recordarlo de la mejor manera”, cuenta David Lazarte (26) a Clarín y agradece el gesto de quienes colaboraron para pagar los más de 130.000 pesos que costó la cremación, entre otros onerosos gastos. Lograron juntar más de la mitad del dinero.

También colocaron una foto de Cristian con esa camisa floreada que tanto le gustaba. A su lado, una botella de champagne y una lata de cerveza, con el Torreón del Monje de fondo.

El emotivo adiós a Cristian “Chiqui” Flores (41), el turista tucumano que murió ahogado en Mar del Plata.

La tragedia

Apenas llegó a Mar del Plata, la ciudad que lo había enamorado antes de la pandemia de Covid-19, acompañado de “Beto”, Flores compartió el primer posteo en Facebook, el miércoles pasado, a la 1.46 de la madrugada, con varias fotos frente al mar.

El sábado fueron a bailar al boliche Éxtasis (conocido como “La X”) y al salir, como acostumbraban, caminaron poco más de 500 metros para meterse al mar, a la altura de la calle Rivadavia, entre las playas Bristol y Popular, de donde “Chiqui” ya no pudo volver.

Tengo que meterme al mar como Dios me mandó al mundo“, solía decirles a sus amigos. Se sacó la ropa y la dejó en la orilla, junto a su celular, cuando todavía no había guardavidas, alrededor de las siete de la mañana del domingo.

Una de las últimas fotos que posteó Flores.

Al rato, le gritó a “Beto”, desesperado: “¡Ayudame!“. El joven intentó salvarlo, pero no pudo. “No puedo más“, fue lo último que dijo antes de desaparecer bajo el agua. Al rato agentes de la Prefectura Naval encontraron su cadáver a más de 300 metros de la costa.

“Chiqui” vivía en Tucumán, adonde tenía un quiosco. Era soltero y “amaba el mar, siempre hablaba del mar”, dijo David. Siempre iban a “apreciar el amanecer” apenas salían del boliche.

En las redes sociales hubo numerosos mensajes para despedirlo. “Y acá siempre juntos, nos tocó decirte adiós, para siempre, pero sé que estarás en todo momento al lado nuestro. Gracias por todo los bellos momentos vividos, siempre los cuatro te vamos a recordar, siempre alegres y divertidos. Hoy te dijimos adiós, vuela alto mi Chiki querido“, escribió David y compartió una foto con Cristian, Gustavo e Imanol.

Cristian “Chiqui” Flores (41), el turista tucumano que se ahogó en Mar del Plata, junto a sus amigos David, Imanol y Gustavo.

“Sabía nadar, era una persona que tenía límites, no se iba a meter por meterse, era muy responsable. Es más, era el más precavido, el que nos decía: ‘No vayan mucho para ese lado, ojo con las piedras‘”, contó su amigo.

Si me pasa algo, me gustaría que me lleven al mar“, les repetía Flores. Allí, donde encontró la muerte inesperada, ya descansa en paz.

EMJ

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA