Rodolfo “Loco” Malter dejó un gran legado en el deporte motor

El piloto friense dialogó con Nuevo Diario donde contó su rica historia. H ablar de la familia Malter en la ciudad de Frías, es hablar del deporte de los fierros y muy en especial del Rally. Rodolfo Luis Malter, conocido como el “Loco” es nieto de Abraham Malter, quien fue piloto de Bugatti, aviador y…

Rodolfo “Loco” Malter dejó un gran legado en el deporte motor

El piloto friense dialogó con Nuevo Diario donde contó su rica historia.

H

ablar de la familia Malter en la ciudad de Frías, es hablar del deporte de los fierros y muy en especial del Rally. Rodolfo Luis Malter, conocido como el “Loco” es nieto de Abraham Malter, quien fue piloto de Bugatti, aviador y paracaidista e hijo de “Fito” Malter (reconocido mecánico y preparador de autos de competencia que nunca corrió oficialmente, peo fue propietario de varios y destacados autos, como el “Ratón Escandaloso” —Gordini— que corrió Copello y preparado por Berta.

Luis “Loco” Malter nació en 1959 en la ciudad de Córdoba, pero se radicó en Frías, lugar que ama como un friense más. En la “Ciudad de la Amistad”, conoce a Lino Perín (italiana afincado en Frías) que lo invita a correr en un Fiat 128 en calidad de navegante, fue en 1984. Desde entonces Malter se dedicó de lleno al deporte motor, rally y también en motociclismo hasta 1986. Para este entonces el “Loco” había finalizado la preparación de su primer auto, el Fiat 600 para correr y ganar varias carreras y campeonatos hasta fines de 1992.

En 1996 corrió con un Fiat 147, lo hacía junto al “Pelado” Gutiérrez (su cuñado) otro apasionado del deporte tuerca. Tuvieron el respaldo del club Atlético Talleres y tras el éxito de este binomio se organiza el Primer Rally Ciudad de Frías, fue en 1994, desde entonces su Fiat 147 fue pintado de rojo y blanco (colores de la camiseta del T friense), este auto permanece en la familia, como una reliquia.

“Es un auto que amo, me dio muchas satisfacciones”, contó el “Loco” al Multimedio, pero no pudo detener las lágrimas. Es que se mezclan las sensaciones del recuerdo deportivo y la partida de su padre, el querido Rodolfo Aramando “Fito” Malter (falleció en Frías).

En 2000 corrió con un W Gol en la clase A-6, en 2004 lo hace en la N-1 y posteriormente llegó al Ford Fiesta que lo tiene preparado para competir muy a pesar de sus 61 años de edad. “Creo que tengo un poco de más de cuerda para seguir en el rally. Creo que ahora corro de loco nomás, pero hay experiencia y sabiduría y eso me da fuerzas para seguir, al menos uno o dos años más. Vamos a ver que pasará, se que mis navegantes saben que yo voy a fondo, no tengo drama”, aseguró Malter.

Astilla del mismo palo

Rodolfo “Loco” Mater tuvo dos hijos, Cristian (34 años) y el segundo Luis Enzo (nacido en 1992), ambos radicados en la ciudad de Córdoba y dedicado a la mecánica. También son pilotos, como no podía ser de otra manera y dialogaron con el Multimedio (ver nota aparte”.

Cristian debutó en el rally a los 11 años de edad, pero en 1997, debutó como copiloto de su padre al bordo del Fiat 147, fue en la ciudad de Fernández. “La verdad fue una locura. Me parece que fue ayer”, contó emocionado Rodolfo el “Loco” Malter a Nuevo Diario.

“Con mi hermano debíamos mantener la tradición familiar” 

Los hijos de “Loco”, Malter Cristian y Luis también dialogaron en exclusiva con el Multimedio Nuevo Diario-LV11 donde contaron lo que significa para ellos haber heredado de su padre la pasión por el deporte motor.

Como piloto Cristian pudo correr recién en 2004, pero al bordo de un W Gol en la Clase A-6.

Cristian recibió diferentes reconocimientos deportivos ser el piloto más joven, aunque lo más grande para él son los recuerdos de tantas carreras y momentos compartidos con el mundo del rally con su padre y hermano, de grandes pilotos de trayectoria nacional e internacional.

Luis, el segundo hijo del “Loco” al igual que su hermano, nació y se crió en el taller mecánico de su padre. “La verdad que aprendí mecánica jugando en el taller de mí viejo, cuando me di cuenta ya sabía un montón, pero nunca me conformaba, quería saber más y no quedaba otra que estudiar”, contó Enzo, quien finalizó sus estudios en el Instituto Renault en la ciudad de Córdoba, con calificaciones que le abrieron la puerta al mundo, ya que fue calificado como el ‘Mejor mecánico del mundo‘ en 2014, 2015 y 2016, por la fábrica de autos Chery en China.

Fue un destacado piloto de motociclismo y navegante y piloto de rally. Luis Enzo llegó a trabajar en importantes firmas de nuestro país, tuvo oferta para trabajar en China, Japón y Estados Unidos, pero sin embargo decidió concretar la idea recurrente de instalar su propio taller mecánico junto a su hermano Cristian. “Siempre pensamos con mi hermano que nosotros debíamos mantener la tradición de la familia, que la inició mi abuelo ‘Fito’ (fallecido el pasado 8 de este mes), tener nuestro taller, correr y preparar autos para el rally”, contó emocionado Luis Enzo.