Pía Slapka: “Estoy pasando la cuarentena en familia y con mi ex”

Pía Slapka y una convivencia feliz y en paz en familia Cumplió 37 años en cuarentena, el pasado 5 de abril, y festejó en casa con sus hijos Benjamín y Gerónimo, con su hermano menor, Iván, y con su ex , Paul García Navarro . Y no es que lo haya invitado al cumpleaños sino…

Pía Slapka: “Estoy pasando la cuarentena en familia y con mi ex”

Pía Slapka y una convivencia feliz y en paz en familia

Cumplió 37 años en cuarentena, el pasado 5 de abril, y festejó en casa

con sus hijos Benjamín y Gerónimo, con su hermano menor, Iván, y con su ex

,

Paul García Navarro

. Y no es que lo haya invitado al cumpleaños sino que pasa la cuarentena con él. ”

Esta convivencia es una excepción

. Estoy pasando la cuarentena en familia y con Paul. Nos llevamos muy bien, vivimos cerca y nos pareció mejor que se mudara a casa porque sin los chicos yo me muero y él también. Nos pusimos en cuarentena desde que cerraron los colegios”, le revela

Pía Slapka

a

LA NACIÓN

.

La modelo se separó de su marido, que además es su manager, hace casi dos años, luego de 17 en pareja. ¿Cómo es esta convivencia? “Siempre nos llevamos muy bien. Hay un amor mutuo y nunca dejamos de hablar del tema. Tenemos un vínculo hermoso y los dos somos pro diálogo y cuidamos la hermosa familia que formamos. A un mes de aislamiento juntos, la convivencia viene perfecta, súper bien. Estamos todos en modo positivo, en calma y trabajando la paciencia porque sabemos que tenemos que seguir guardados. Mis hijos recién ahora, después de un mes de estar encerrados, están necesitando el encuentro con amigos y la vuelta al colegio. Pero nuestra fórmula de estar los adultos tranquilos funciona y ellos lo sienten”, dice Slapka.

-¿Cómo lograron separarse y sostener la buena relación?

-Es que separarte en malos términos es una infelicidad crónica sobre todo si tenes hijos y mantener la armonía es una decisión. Con Paul nos separamos hace dos años y no descartamos nada porque nos llevamos bien. Aprendí que nada es tan tajante en la vida y hay que perdonar enojos. Ninguno de los dos tuvo mala intención en nada y es lo que rescatamos. Revalorizamos los vínculos.

Un matrimonio pasa por un montón de ciclos y hay que aprender a sobrellevarlos

. En nuestro caso, nos separarnos físicamente y el día de mañana no sé qué pasará.


Hora de limpiar. En su cuenta de Instagram, Pía Slapka muestras todas las actividades que hace y también da consejos Crédito: Instagram

-Después de un mes de aislamiento y buena convivencia, ¿piensan en la reconciliación?

-[Risas] No, no…

La modelo y conductora asegura que para que reine la armonía, toda la familia colabora en los quehaceres de la casa. “Todos tenemos responsabilidades. Estando casados, los dos colaborábamos en casa. Hicimos muy buen equipo y nunca tuvimos un conflicto en ese sentido. La idea es que todos tengamos una actitud activa en la casa porque hay que limpiar, ordenar, cocinar, lavar, hacer las tareas de la escuela. Paul es el que sale a hacer las compras”.

Un pasado doloroso

Divina comida: el desgarrador llanto de Pía Slapka que conmovió a sus compañeros

03:43

Video

De perfil siempre bajo,

Slapka reveló hace muy poco que tuvo una infancia con carencias,

que empezó a trabajar a los 13 años como modelo para poder ayudar económicamente en su casa porque

sus padres se habían separado y ella quedó viviendo con su mamá

.

-¿Contar tu historia te hizo bien o te arrepentiste?

-Contar mi historia me permitió romper muchos prejuicios por haber trabajado tanto tiempo en la moda. Fue muy liberador. Hace tiempo que ya la tengo asimilada, pero hablar públicamente hizo que me amigara más todavía. Sentí mucha empatía, me mandaron mensajes hermosos por redes sociales. Fue algo súper positivo. Hoy puedo entender la dimensión de lo que viví, porque asumí un compromiso grande siendo muy chica y no está bueno. Hoy abrazo a esa niña de 13 años con emoción.

-También contaste que sufriste mucho cuando tu hermana se hizo monja misionera y que te costó aceptar esa decisión, ¿hoy sigue trabajando con los más vulnerables?

-Mi hermana estaba en Tuclame, un pueblo muy chiquito de Córdoba. Se había ido este año y se tuvo que volver porque había epidemia de dengue y una de las hermanas lo contrajo así que se vinieron a Buenos Aires para tratarla. Hoy mi hermana está en cuarentena y no en contacto con otras personas, que es lo que hace, porque su misión es evangelizar y llevar la palabra de Dios y estar con los más necesitados. Pero están haciendo encuentros virtuales.

ADEMÁS

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.