El rol político de la Rosada en el Congreso

El Gobierno tiene un frente en las próximas semanas. El Presidente presentará los proyectos de ley que anunciaron el domingo en la Asamblea Legislativa. La estrategia de la Casa Rosada será mantener unida a la coalición peronista y mantener el acercamiento con los gobernadores como hasta ahora. La primera prueba del peso político que deberá…

El rol político de la Rosada en el Congreso

El Gobierno tiene un frente en las próximas semanas. El Presidente presentará los proyectos de ley que anunciaron el domingo en la Asamblea Legislativa. La estrategia de la Casa Rosada será mantener unida a la coalición peronista y mantener el acercamiento con los gobernadores como hasta ahora.

La primera prueba del peso político que deberá afrontar Alberto Fernández será la ley del aborto legal. Fue el primer presidente en presentar un proyecto de esas características, pese a que su antecesor Mauricio Macri había avalado el debate parlamentario. Las iniciativas de las iniciativas aprobadas hasta ahora tuvieron dos ejes. Por un lado, las tratativas del presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, quien consideró en Balcarce 50 como “un alineado con vuelo propio”. La otra punta es controlada por el ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro, hombre que mantiene una relación cordial con todos los sectores, entre ellos, los gobernadores y los opositores. “Habla muy seguido con Horacio Rodríguez Larreta. Hasta se escribió por Whatsapp” , cuente a este diario.

Uno de los gestos que quiere mostrar la Rosada es que no buscará confrontar con la oposición . El discurso presidencial en tono amigable estuvo a la altura de lo que busca exponer el Gobierno en el primer año de gestión. Necesitará el apoyo de las provincias y los gobernadores para alcanzar la tranquilidad política, y también el apoyo de las leyes clave que deben aprobar este año.

La derogación de las jubilaciones de privilegio de los jueces y el servicio exterior, y la Ley de Góndolas, ablandaron las tensiones de lo que podría ser el año legislativo para el oficialismo. Incluso confían en que el aborto “no tendrán trabas en el Senado”. “Alberto la presentó porque ya tiene los votos”, confiaron fuentes oficiales.

“La coalición de gobierno será difícil de romper”, señalaron en Balcarce 50. Hay algunos sectores relacionados al albertismo que confían en la alianza con Cristina Fernández de Kirchner, pese a que algunos kirchneristas tensen las cuerdas.

En la Rosada se establece un vínculo con los gobernadores. De Pedro ajustó el diálogo con todos los mandatarios provinciales desde el primer día que ocupó el despacho del ministerio. E l primer objetivo fue buscar consensos. “Todos firmaron la suspensión del pacto fiscal”, resaltaron como mérito del funcionario oriundo de Mercedes.

El camino que quiere emprender Alberto va en esa línea. Por eso ayer se presentó junto a los gobernadores de Buenos Aires, Axel Kicillof, y de Jujuy, Gerardo Morales, y el jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, para la firma un préstamo por más de 700 millones de dólares otorgados por el Banco de Desarrollo de América Latina (CAF). “Eran acuerdos cerrados por el gobierno anterior y se tomarán decisioneslos”, resaltaron desde el entorno presidencial.