Preocupación: internaron a Pinky por un cuadro de neumonía

La conductora y locutora de 83 años ingresó el viernes al Hospital Fernández y espera recibir el alta médica este lunes La locutora y conductora Pinky (83) está internada desde el viernes pasado en el Hospital Fernández por un cuadro de neumonía. Según informaron este lunes en Confrontados, Lidia Elsa Satragno -su nombre real- está esperando que los médicos le…

Preocupación: internaron a Pinky por un cuadro de neumonía

La conductora y locutora de 83 años ingresó el viernes al Hospital Fernández y espera recibir el alta médica este lunes

La locutora y conductora Pinky (83) está internada desde el viernes pasado en el Hospital Fernández por un cuadro de neumonía. Según informaron este lunes en Confrontados, Lidia Elsa Satragno -su nombre real- está esperando que los médicos le den un nuevo parte médico para saber si en las últimas horas de este lunes puede recibir el alta.

Pinky dejó el Inter Plaza, una clínica de rehabilitación en Palermo– en donde está internada junto a su eterno colega y amigo Cacho Fontana- cuando comenzó con un problema de salud que la dejó unos días en observación por el cuadro de neumonía.

Gastón, el hijo que la conductora tuvo con el músico Raúl Lavié, va a visitarla todos los días y se queda el tiempo que le permite la institución. Según indicaron en el ciclo de El Nueve, la conductora y locutora le puso su voz a la obra de teatro Ellas en mí, que se estrena el próximo sábado. De manera tal que se espera que reciba el alta médica lo antes posible para poder asistir al evento. De todos modos, seguirá con un tratamiento ambulatorio.

Su hermana, Raquel Satragno, está a su vez internada en la Trinidad por falta de sodio en la sangre ya que sufre una descompensación crónica.

En enero de este año, Pinky y Lavié debieron enfrentar la muerte de su hijo Leandro, quien luchó durante años contra un cáncer. “Estamos rodeados de mucho amor. Este último año tan difícil Leo estuvo muy apoyado por su familia y amigos. Hizo todo lo posible, luchó pero no lo logró. Ya estuvo enfermo de cáncer y esta segunda vuelta no lo pudo aguantar”, había dicho Gastón en ese entonces.

El día del entierro de Leandro, Pinky llegó en silla de ruedas, con anteojos de sol y sin dar declaraciones a los medios.