Argentina perderá venta de trigo por u$s300 M por acuerdo entre Brasil y EE.UU.

Hoy el presidente de EE.UU., Doland Trump le pedirá a su par de Brasil, Jair Bolsonaro, un aumento del casi 100% del trigo que actualmente llega al país vecino. El mismo estará libre del arancel de 10%, que forma parte del acuerdo del Mercosur. Argentina, principal importador del cereal en el mercado brasileño, vería afectado…

Argentina perderá venta de trigo por u$s300 M por acuerdo entre Brasil y EE.UU.

Hoy el presidente de EE.UU., Doland Trump le pedirá a su par de Brasil, Jair Bolsonaro, un aumento del casi 100% del trigo que actualmente llega al país vecino. El mismo estará libre del arancel de 10%, que forma parte del acuerdo del Mercosur. Argentina, principal importador del cereal en el mercado brasileño, vería afectado sus ingresos de divisas en torno de los u$s300 millones.

En 2018 el país del Norte exportó a Brasil un total de 400.000 toneladas de trigo. La idea ahora es que dicho cupo se eleve a 800.000 toneladas. Este es el pedido que los agricultores del Montana, Kansas, y otros estados le hicieron llegar a Trump. Se trata ni mas ni menos de volver a un sistema que finalizó en el 2000 y forma parte de las negociaciones no cumplidas por Brasil en el marco del Acuerdo sobre la Agricultura de la Ronda Uruguay en torno de la Organización Mundial de Comercio ( OMC).

Sin embargo el problema no pasa sólo por elevar el volumen de ingreso sino que también se solicitará que esté libre de todo tipo de arancel compitiendo de esta forma con la Argentina que exporta casi 6 millones de toneladas, que representan divisas por u$s1.400 millones a valores FOB actuales. De lograr EE.UU. su cometido, habrá pérdidas por u$s300 millones. La caída sería del 24%.

“La verdad que estamos preocupados dado que se está discutiendo la excepción del arancel externo común del Mercosur“, dijo a BAE Negocios, el presidente de la Asociación Argentina de Trigo (ArgenTrigo), David Hughes, quien agregó: “esto significa directamente que no se pague el 10%, un beneficio para los países que no son parte acuerdo”.

Para Hughes el hecho de que el trigo norteamericano llegue libre del arancel “hace que la Argentina deba competir con un precio mas bajo en el mercado externo, lo que impactará en el valor interno y por ende el productor recibirá menos por su cereal”.

Ya en agosto de 2016, Brasil le informó a la Argentina su decisión de abrir un cupo de 750.000 toneladas de trigo para importar desde Estados Unidos. La medida sorprendió a los funcionarios locales comandados por el ex ministro de Agroindustria, Ricardo Buryaile.

Fuentes del Gobierno consultadas, manifestaron que ya se está “trabajando” a nivel diplomático dado que “viola el acuerdo del Mercosur“, por lo pronto “se va a esperar a ver el resultado” del encuentro entre EE.UU. y Brasil.

Según la agencia Reuters, Brasil pedirá a cambio la reapertura del mercado estadounidense a las importaciones de carne fresca e ingreso de azúcar sin arancel; en este punto, EE.UU. pide un cupo para importar bioetanol.

Por lo pronto se entiende que si Brasil decide darle un cupo a los agricultores norteamericanos con arancel cero, la medida deberá ser aprobada por el Mercosur y luego por el Parlamento brasileño.

El año pasado Rusia habría logrado una cuota por parte de la autoridades brasileñas tras varios rechazos por problemas sanitarios. Se debe recordar que el país asiático es el principal competidor de la Argentina dado que siempre intenta quedarse con Brasil y Argelia, principales compradores del trigo local.