Andy Ruiz vs Anthony Joshua, la revancha multimillonaria y en un megaestadio al aire libre en Arabia Saudita

Diriyah fue fundada en el siglo XV y fue la primera capital de la dinastía saudí entre 1744 y 1818. Ubicada en la periferia de Riad, la capital del segundo productor de petróleo del planeta, es considerada patrimonio mundial por la Unesco desde 2010.Hasta allí llegaron Andy Ruiz y Anthony Joshua para disputar este sábado…

Andy Ruiz vs Anthony Joshua, la revancha multimillonaria y en un megaestadio al aire libre en Arabia Saudita

Diriyah fue fundada en el siglo XV y fue la primera capital de la dinastía saudí entre 1744 y 1818. Ubicada en la periferia de Riad, la capital del segundo productor de petróleo del planeta, es considerada patrimonio mundial por la Unesco desde 2010.

Hasta allí llegaron Andy Ruiz y Anthony Joshua para disputar este sábado la revancha del combate que protagonizaron el pasado 1° de junio en el Madison Square Garden y que se saldó con el mayor batacazo que la categoría reina ofreció en tres décadas, desde el triunfo de James Buster Douglas sobre Mike Tyson.

Sí, el segundo duelo será en Arabia Saudita. Ni en Estados Unidos ni en el Reino Unido. Porque el dinero es más poderoso que la pegada del mexicano y del inglés.

Casi inmediatamente después del nocaut técnico en el séptimo round con el que Ruiz le arrebató a Joshua los cinturones de peso pesado de la Asociación Mundial, la Federación Internacional y la Organización Mundial de Boxeo, comenzó el debate sobre la sede de la revancha.

El vencedor quería que fuera nuevamente en Nueva York, donde contaría con respaldo mayoritario, y el derrotado pretendía que fuera en el Reino Unido, donde sería localísimo. Pero aparecieron los 107 millones de dólares de un grupo inversor saudí para convencer a Eddie Hearn, director gerente de Matchroom Boxing, la promotora que organiza el evento.

Mirá también

Poco importó el reclamo de Amnistía Internacional por elegir como sede a un país señalado como vulnerador frecuente de los derechos humanos. Poco importaron las quejas de DAZN, la cadena encargada de la televisación en Estados Unidos, por el incómodo horario en que se efectuará el combate (a las 18 de la Argentina, por ESPN).

Joshua, que ingresará a su cuenta bancaria alrededor de 70 millones de dólares por esta presentación, y Ruiz, que percibirá no menos de 10 millones, se verán las caras en un ecosistema donde todo se piensa y se hace en clave majestuosa.

Es que la compañía británica Arena Events Group, por encargo de la Autoridad Deportiva General de Arabia Saudita, construyó para la ocasión en apenas seis semanas un megaestadio con capacidad para 15.000 personas, que también será usado durante este mes para un torneo de exhibición de tenis y para distintos shows musicales.

Por eso alrededor se edificó el Diriyah Oasis, un parque de diversiones que incluye patinaje sobre hielo al aire libre (sí, en pleno desierto), paracaidismo y jet sky. Y por eso quienes quieran ver a Joshua y a Ruiz sobre el ring deberán pagar entre 139 y 13.332 dólares, según la ubicación.

El colosal Diriyah Arena, donde el sábado combatirán Andy Ruiz y Anthony Joshua. (Foto: Twitter @DiriyahSeason)

Más allá de la brecha de calidad deportiva entre los protagonistas, este enfrentamiento remite, por la dimensión del evento, por el exotismo del destino elegido para una pelea por un título pesado y por las controversias que se generaron alrededor de ello, al combate que Muhammad Ali le ganó a George Foreman en Kinshasa (Zaire).

De hecho, la revista especializada “The Ring”, la biblia del boxeo, adelantó que su portada de diciembre será un homenaje a la de septiembre de 1974, previa al legendario Rumble in the Jungle.

Las portadas de “The Ring” de septiembre de 1974 y diciembre de 2019.

Al margen de semejante parafernalia (o insertos en ella), dos hombres treparán a un cuadrilátero para disputar los títulos de la división máxima de tres de los cuatro principales organismos rectores del pugilismo mundial.

¿Qué se puede esperar del duelo? Al igual que hace seis meses, Joshua, pese a ser retador esta vez, parte como favorito, aunque por un margen mucho menor, según coinciden los especialistas y las casas de apuestas.

Mirá también

“Toda la presión es para él. Yo no tengo presión, porque ya conseguí mi sueño”, se atajó Ruiz, de 30 años, vencedor en 33 de sus 34 presentaciones profesionales (solo perdió en decisión mayoritaria ante el neozelandés Joseph Parker, en 2016) y considerado el primer mexicano en obtener un título pesado.

Si bien nació en Imperial Valley, California, sus padres son mexicanos, se crió de un lado y del otro de la frontera, vive en suelo estadounidense, pero habla castellano y se identifica como mexicano.

Antonhy Joshua, durante un entrenamiento abierto en el complejo de oficinas del Fondo de Inversión Pública de Riad.
Foto: Andrew Couldridge / Reuters

Para Joshua, quien había ganado sus 22 combates rentados (21 por nocaut) antes del batacazo en el Madison, será la posibilidad de recuperar terreno en una división muy competitiva, que tiene como principales exponentes al estadounidense Deontay Wilder, campeón del Consejo Mundial de Boxeo, y al británico Tyson Fury​, ambos invictos, quienes se enfrentarán el próximo 22 de febrero en la revancha de la pelea que empataron en diciembre de 2018.

HS

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *