Vidriera. Las pymes se apoyan en las herramientas digitales para exportar

Más de un centenar de empresas de todo el país comenzaron a concretar operaciones a través de una plataforma que las conecta con clientes del exterior, y que fue impulsada por el sector privado; el modelo despierta interés en otros países En la web www.pymesalmundo.com se realiza la promoción comercial en el exterior de cientos…

Vidriera. Las pymes se apoyan en las herramientas digitales para exportar

Más de un centenar de empresas de todo el país comenzaron a concretar operaciones a través de una plataforma que las conecta con clientes del exterior, y que fue impulsada por el sector privado; el modelo despierta interés en otros países


En la web www.pymesalmundo.com se realiza la promoción comercial en el exterior de cientos de productos de pymes argentinas

El ciberespacio se impone en el diverso abanico de actividades humanas y las operaciones comerciales no pueden nadar en contra de la corriente. Además, el sector empresarial evalúa que concretar negocios puede exceder cualquier coyuntura económica, si se trabaja sobre la probabilidad de proyectarse a mediano y largo plazo. Con ese convencimiento, la Cámara Argentina de Comercio y Servicios (CAC) arrancó en 2017 una iniciativa tendiente a propiciar la internacionalización de las pequeñas y medianas empresas argentinas, poniéndose a tono con el uso de las nuevas herramientas digitales.

El programa, bautizado Pymes al Mundo, se gestó con el propósito de beneficiar a cien firmas locales. No obstante, la demanda fue duplicada y alcanzó a 277 que fueron seleccionadas en la primera etapa, que concluye este año. De ellas, 117 ya vienen exhibiendo sus productos en una plataforma específica (pymesalmundo.com) con “un buen resultado” en cuanto a exportaciones concretadas, de acuerdo con el diagnóstico de Víctor Dosoretz, presidente del ICC Argentina (International Chamber of Commerce), comité que dirige esta actividad dentro de la CAC.

El sector de las pymes es “relevante” en el seno de la CAC, por lo cual el organismo “siempre está trabajando en innovaciones, más allá de cualquier coyuntura”. En ese marco, el directivo señaló que proyectan “distintas estrategias a largo plazo. En 2017 entendimos que era necesario tener un showroom virtual para las pymes; la convocatoria superó el centenar que teníamos como objetivo y seguimos recibiendo pedidos para extender el proyecto”, comentó Dosoretz, en diálogo con La Nación.

Baja apertura

“Existe un importante espacio de crecimiento para el comercio exterior argentino, sobre todo para las pymes”, sostuvo Sebastián Ferrari, coordinador de Proyectos Internacionales de la CAC, durante el Summit 2019, jornada de capacitaciones de Pymes al Mundo, que organizó la entidad en su sede del microcentro porteño, que estuvo dirigido a empresarios del sector y donde se realizó un “resumen” de lo logrado y las proyecciones para el año entrante.

Ferrari alertó que la Argentina “tiene uno de los grados de apertura más bajos del mundo” y observó que, “si bien el 98 por ciento de las empresas nacionales son pymes y generan la mitad de los puestos de trabajo privado registrados, tan sólo representan el 18 por ciento de las exportaciones” del país.

Con una asistencia de aproximadamente trescientos propietarios de pymes, entre los que colmaron el auditorio y quienes siguieron las exposiciones vía streaming, se conoció que en esta primera etapa las empresas subidas a la plataforma, que “representan diez provincias y diversos rubros, recibieron 10.032 visitas de cincuenta países de todo el mundo”.

Ferrari enumeró -entre otras acciones llevadas adelante a través de este programa- las “jornadas de capacitación mensuales que apuntan al acercamiento de las pymes nacionales con importadores que se presentan como puertas de ingreso a nuevos mercados, así como la incursión en las nuevas reglamentaciones sobre comercio exterior, y en las oportunidades que también pueden presentarse por afuera de la plataforma”.

Impacto regional

En el escenario internacional, este programa fue “visto con buenos ojos por otros países. Al haber sido difundido en la undécima reunión ministerial de la Organización Mundial de Comercio (OMC) que tuvo lugar en Buenos Aires en 2017, tuvo un impacto global en varias cámaras, como las de Dubai, Israel, Costa Rica y Brasil, que quieren darle más desarrollo a sus pymes”, destacó Dosoretz.

El directivo recordó que en aquella ocasión, el proyecto fue presentado con el nombre Global SMEs Launchpad (Plataforma de lanzamiento para pymes globales) y “premiado como mejor iniciativa”. El director general de la Organización, Roberto Azevedo, celebró que esa propuesta, “pensada para dotar a las pymes de las competencias necesarias para conectarse a los mercados mundiales, haya sido seleccionada en el marco de la iniciativa Small Business Champions (Campeones de pequeñas empresas) de la OMC”.

A dos años del inicio del programa, autoridades diplomáticas que participaron del evento también exaltaron su importancia y conveniencia para impulsar la internacionalización de las pymes. La embajadora de Costa Rica en la Argentina, Ginnette Campos Rojas, consideró que “esta experiencia demuestra un gran avance que nosotros también queremos contemplar para promover empleo y desarrollo”.

Especificó que en Costa Rica decidieron “reiniciar una reactivación económica” con el foco puesto en “promover que en nuestras distintas regiones se generen empresas pequeñas y medianas, pero entendiendo que también es importante que puedan exportar. El crecimiento viene desde abajo y no debemos quedarnos sólo con las grandes empresas que llegan de otros países”, advirtió.

Y el jefe de Promoción Comercial de la Embajada de Brasil, Mauricio Bernardes, valoró la capacitación que se ofrece a las pymes y expresó el “apoyo” de su país a esta iniciativa, en cuanto “contribuye a fomentar el comercio entre ambos países”.

Génesis y capacitación

Dosoretz recordó lo interesante que resultó “llevar adelante esta idea, en un momento en el que no muchas pymes tenían una página web, o que les faltaba saber cómo acceder a los diversos recursos tecnológicos, para facilitarles el contacto con nuevos consumidores”, y resaltó que “el comercio electrónico democratiza el comercio”.

En cuanto al mecanismo del programa, el directivo especificó que su grupo de trabajo realiza una selección entre las firmas interesadas en inscribirse “con criterio inclusivo; los vamos ayudando, acompañando, e incorporando progresivamente a los que están mejor preparados, para que no haya frustración, mientras continuamos capacitando a las que vemos que aún no están listas. Además, vale aclarar que en la selección se aplica una orientación federal”, remarcó.

Destacó asimismo “la tarea del equipo multidisciplinario de capacitación, como marketing y comunicación, para que los empresarios puedan aprovechar en valor la plataforma y salir a hacer negocios”. Detalló que a los departamentos propios de la CAC se incorporó para este programa a Mercado Libre, “una empresa de comercio electrónico importante en la región, que tiene su representación en nuestro consejo directivo, con la cual lo lanzamos en forma conjunta”.

La jornada de capacitación ofrecida durante el evento estuvo a cargo de un panel compuesto por especialistas invitados: Georgina Lois, de Turmalina Ideas Creativas; Stella Loiacono, de IBM; Tomás Rivarola, de Mercado Libre, y Ernesto Nogués, de Raiconet. Cada uno aportó su experiencia en estrategias para potenciar la visualización de las pymes, mediante el buen uso de las redes sociales, de las tecnologías 4.0 y de startups. También se expuso la importancia de la logística internacional y las alternativas para diseñar cada caso.

Primeras experiencias

El presidente del ICC aclaró que en la operatividad de cada una de las firmas ingresadas a la plataforma la entidad no interviene, sino que “sólo motoriza el desarrollo de las pymes con este programa, en forma gratuita. Somos un vehículo, pero no pedimos rendición de cuentas; cuánto y cómo vendieron es privado de cada una de ellas”, subrayó.

Si bien no especificó la cantidad, aseveró que “algunas pymes han concretado” operaciones en estos dos últimos años. Entre las que ya exportan, contaron sus experiencias los responsables de la marca Pura, dedicada al tratamiento y purificación de agua con tecnología sustentable, que conquistaron mercados asiáticos y de Estados Unidos. También los de la firma Lulemuu, que fabrica productos comestibles a base de arroz para celíacos, y que concretaron sus primeras exportaciones a Paraguay, mientras avanzan para cerrar nuevos negocios con Uruguay y México.

Al analizar las posibilidades que ofrece el programa, Dosoretz puso el énfasis en la conveniencia de “poner manos a la obra y salir de la coyuntura; por ejemplo, de las tantas cosas que pasaron en estos años, tanto en la situación local como externa, relacionadas con el comercio, pensando no sólo en el ahora o mañana, sino proyectando para concretar exportaciones, con la seguridad de que cada pyme puede lograrlo desde su lugar y con nuestro apoyo”, subrayó.

El programa Pymes al Mundo tiene previsto extenderse en 2020. “El objetivo de las primeras cien está cumplido, y la inscripción se vio desbordada, tanto que en un momento debimos suspenderla. Ahora habrá que esperar una nueva convocatoria y la idea es continuar. De hecho, seguimos teniendo demandas y solicitudes, por lo cual seguiremos dando vida al proyecto, viendo las nuevas necesidades y nuevas capacitaciones”.

El mercado brasileño se interesa en los productos industrializados


Las ventas a Brasil tienen alto componente industrial

La Argentina es “el principal socio comercial y económico de Brasil” y, si bien se persigue un “escenario ideal en el que tengamos un comercio equilibrado, concretar más negocios es lo que nos importa, y nuestros clientes están muy interesados en los productos industrializados que ofrecen las pymes argentinas”, aseguró Mauricio Bernardes, jefe de Promoción Comercial de la embajada de Brasil en Buenos Aires.

“Más allá de que en años anteriores hemos tenido superávits importantes y este año el superávit será argentino, lo que más nos importa desde la perspectiva brasileña es que se concreten más ventas de un país hacia el otro”. En tal sentido, destacó el apoyo a la iniciativa Pymes al Mundo y remarcó la capacitación para pymes acerca de cómo llegar al mercado brasileño, que brindan desde la embajada del país vecino.

Bernardes advirtió que, “a diferencia de muchos otros socios comerciales argentinos, nosotros importamos mayormente productos industriales y con valor agregado. Casi el 75 por ciento de las exportaciones argentinas a Brasil son con alto componente industrial”, dijo, por lo cual consideró que esto favorece a las pymes locales “que normalmente trabajan con el incremento de valor agregado en sus productos, que es lo que les interesa a los clientes brasileños”.

Aclaró que “en un primer vistazo las exportaciones argentinas hacia Brasil se ven concentradas en el sector automotriz (principalmente en vehículos de carga y de transporte de pasajeros)”, pero destacó que “éstas abarcan en sí mismas una diversidad inmensa de productos” que pueden ser provistos por las pymes. El funcionario señaló que “de las 9000 empresas exportadoras que aproximadamente tiene la Argentina, un poco menos de la mitad vende a Brasil, con más o menos frecuencia”.

Bernardes enumeró entre las fortalezas de la relación económica bilateral la convivencia en el Mercosur y una interacción productiva con la participación en distintas cadenas regionales. Mencionó además las “ventajas logísticas” que tienen las pymes argentinas por la cercanía con el país vecino, y describió que Brasil muestra “señales positivas de recuperación económica”. En tanto, anticipó que “el mercado avizora un posible crecimiento del 2.5 por ciento para el año próximo” y destacó un “cambio cualitativo con mirada a largo plazo y motorizado desde el sector privado” que puede abrir “oportunidades interesantes para las pymes argentinas”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *