El “sushi dulce” juega a combinar frutas con pescado

por Paulina Maldonado Sabores unicos. A los cítricos se suman frutillas, o frutos rojos. Foto: gza. prensa Rolls envueltos en finas láminas de mango. Piezas crocantes bañadas con salsa de maracuyá, ananá o miel.  El “sushi dulce” se anima a combinar frutas con pescados y mariscos. Así logra resumir en un pequeño bocado una suma…

El “sushi dulce” juega a combinar frutas con pescado

por Paulina Maldonado

Sabores unicos. A los cítricos se suman frutillas, o frutos rojos. Foto: gza. prensa

Rolls envueltos en finas láminas de mango. Piezas crocantes bañadas con salsa de maracuyá, ananá o miel.  El “sushi dulce” se anima a combinar frutas con pescados y mariscos. Así logra resumir en un pequeño bocado una suma de texturas, colores y sabores que rompen con lo clásico.

Si bien estas propuestas no se encuentran en un tradicional restaurante japonés, son producto de lo que se llama sushi fusión o nikkei, que mezcla técnicas clásicas con ingredientes más originales. Y según la mayoría de los sushiman consultados figuran entre los más pedidos por los argentinos.

“Desde que abrimos nuestro primer local hace 18 años jugamos con sabores fuera de lo tradicional y les sumamos a las piezas una tendencia occidental. Los rolls con toques frutales y texturas crocantes fueron los que más rápido se impusieron. Creo que es porque le aportan frescura y sabores que se acercan más al gusto nuestro”, explica Karina Della Valle, de SushiClub.

“Al paladar porteño le encanta lo dulce”, agrega Jhonny Idarraga, sushiman de Nemuri Sushi. “La mayoría de nuestros rolls y salsas son dulces y frutales. Solemos usar mucho el mango porque se consigue todo el año y a casi todo el mundo le gusta. Además, tenemos salsas de maracuyá, de mostaza y miel o solo de miel”.

Las frutas aportan frescura, dulzor y un toque de acidez que contrastan y por otro lado resaltan ingredientes como el salmón, el queso Philadelphia y la palta. Y si bien los cítricos figuran entre los más usados para combinar con mariscos o pescados, la lista es bien amplia. Maracuyá, mango, ananá y hasta frutilla o frutos rojos son utilizadas.

“Estas piezas con toques dulces se adaptan a cualquier época del año, pero no son para todos los días. Creo que la gente que las pide busca esa experiencia diferente, con sabores que estimulen el paladar”, suma Agustín Lucero, chef de Komyun. Uno de los más elegidos de su carta es Hot ebi, un roll frito, relleno de langostinos, con cobertura de chutney de mango y salsa teriyaki garlic.

Sebastián Semorile, de Izakaya, coincide en que este tipo de piezas muchas veces son elegidas como complemento de las más clásicas. “Son una buena opción para quienes gustan de mezclar los sabores cítricos con langostinos y los gustos agridulces con las piezas rebozadas más clásicas. También son perfectas en épocas más cálidas, para acompañar un trago”.

Calendario

● Sparkling Nights, Para los amantes de los espumantes,  25 bodegas presentan más de 200 variedades para degustar. Del 13 al 15 de noviembre en el Palacio Paz, de 18 a 23 horas.

● Food Fest BA Hoy, de 13 a 22, en La Rural habrá 20 foodtrucks, juegos, música en vivo y DJ. Entrada gratuita.


Lo más visto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *